ÚLTIMAS ENTRADAS PUBLICADAS

miércoles, 1 de abril de 2015

Hipermetropía emocional

La hipermetropía es un defecto de la visión consistente en percibir confusamente los objetos próximos por formarse la imagen más allá de la retina. Una persona con hipermetropía tiene problemas de visión a distancias cortas, pudiendo ver con mayor claridad a distancias lejanas.


Fuente: “365 ideas para cambiar tu vida” de Francesc Miralles.

«A menudo adoptamos un enfoque tan general ante los problemas del mundo que olvidamos que nuestra aportación depende de lo que hacemos momento a momento.

Muchas personas que se lamentan del aumento de la pobreza serían incapaces de echar un cable a un compañero en apuros económicos, por poner solo un ejemplo.

El torrente de información que nos embriaga cotidianamente produce a menudo “hipermetropía emocional”. Es decir, nos damos cuenta de los males del mundo a gran escala, pero cerramos los ojos a lo que sucede a nuestro lado, que es donde tenemos un poder de intervención directo.

Al final, los grandes cambios se producen como suma de miles, millones de pequeños gestos que acaban transformando una sociedad. Sin lo pequeño no se llega a lo grande. Hay que empezar por ahí.

Tal vez porque es más cómodo lamentarnos que hacer algo concreto, por modestas que sean nuestras fuerzas, el hábito de mirar desde lejos nos lleva a pensar que no hay nada que podamos hacer para mejorar el mundo, y a nosotros con él.

Olvidamos que día a día tenemos la oportunidad de hacer más fácil la vida a los demás, y que el amor y la amabilidad son contagiosos -la última revolución pendiente-, pero se venden en envases individuales.

A esto mismo hace referencia el célebre versículo de san Juan, que plantea la pregunta: Si no amas a tu hermano, a quien ves, ¿cómo puedes amar a Dios, a quien no ves?»

OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


No hay comentarios

Publicar un comentario en la entrada