ÚLTIMAS ENTRADAS PUBLICADAS

miércoles, 31 de diciembre de 2014

Desiderata

Felicitación del Año Nuevo 2015

“Feliz”. David Bustamante.

"Te resulte evidente o no, el universo se desarrolla como debe..."

¡FELIZ AÑO NUEVO!


DESIDERATA

« Camina plácidamente entre el ruido y la prisa, y recuerda que la paz puede encontrarse en el silencio.

Siempre que te sea posible, mantén buenas relaciones con los demás.

Di tu verdad serena y claramente. Escucha a los demás, incluso al torpe y al aburrido; ellos también tienen su historia.

Evita las personas ruidosas y agresivas,  pues son un mal para el espíritu.

Si te comparas con los demás, te volverás vanidoso y amargado porque siempre habrá personas más grandes y más pequeñas que tú.

Disfruta de tus éxitos, lo mismo que de tus planes. Mantén el interés en tu propia carrera, aunque sea humilde, pues es un verdadero tesoro en el cambiar de los tiempos.

Ten precaución en tus negocios porque el mundo está lleno de trampas, pero no permitas que eso te ciegue y no veas la virtud que existe. Mucha gente lucha por nobles ideales y en todas partes la vida está llena de heroísmo.

Sé tú mismo. Especialmente no finjas afectos. Tampoco seas cínico respecto del amor, pues, en medio de arideces y desengaños, el amor es perenne como la hierba.

Recoge atentamente el consejo de los años, renunciando con elegancia a las cosas de juventud.

Cultiva la fuerza del espíritu para que te proteja en las adversidades repentinas, pero no te angusties con pensamientos negativos; muchos temores nacen del cansancio y la soledad.

Practica una sana disciplina, pero sé amable contigo mismo. Tú eres una criatura del universo, como los árboles y las estrellas; tú tienes derecho a estar aquí.

Te resulte evidente o no, sin duda el universo se desenvuelve como debe. Por lo tanto, mantente en paz con Dios, de cualquier modo que lo concibas y, cualesquiera que sean tus trabajos y aspiraciones, mantén, en la ruidosa confusión de la vida, paz en tu alma.

Con todas sus farsas, penalidades y sueños rotos, éste sigue siendo un mundo hermoso.

Sé alegre.

Esfuérzate por ser feliz. »


* Desiderata es un conocido poema en prosa atribuido al estadounidense Max Ehrmann (1872- 1945) a quien pertenecían los derechos de autor en 1927. Fue publicado en 1948, después de su muerte, en una colección de poemas, recopilados por su mujer, titulada “Desiderata of happiness”.

El poema fue ampliamente conocido cuando, alrededor de 1959, Frederick Kates, párroco de la iglesia Saint Paul en Baltimore, incluyó el poema en unos libros de oraciones para su congregación. Fue entonces cuando se difundió la idea de que Desiderata tenía siglos de antigüedad, se había encontrado en 1662, año en que se fundó la iglesia de Saint Paul, y que su autor era desconocido.

En los años 60 se hizo muy popular entre los miembros del movimiento hippie, convirtiéndose en símbolo de la paz.

Desiderata, fuente de reflexión e inspiración, ofrece una concepción del mundo y un credo positivo para la vida.

Según el Diccionario de la lengua española desiderata es el conjunto de las cosas que se desean…




OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


lunes, 29 de diciembre de 2014

La causa de la felicidad

Este cuento está incluido en el libro “¿Qué se le puede pedir a la vida?” de Javier Urra.


Un verdadero sabio recibió la visita de un político, un empresario y un intelectual, pues habían oído que era feliz. Al verlo sintieron que emanaba armonía, paz y serenidad.

El político le preguntó: “¿Tienes poderes sobre otros hombres?” La respuesta fue inmediata: “El único hombre del que soy dueño es de mí mismo”.

El empresario indagó: “¿Acumulas riquezas materiales?” El sabio volvió a negar y confirmó: “Lo único que tengo es estas ropas que llevo puestas”.

Fue entonces el intelectual quien quiso saber: ¿“Has alcanzado todo el conocimiento que los eruditos anhelan poseer?” El sabio con humildad negó con la cabeza por tercera vez y dijo. “El único conocimiento que atesoro es el que me brinda mi experiencia”.

Desconcertados, los tres hombres preguntaron: “Y entonces ¿por qué eres feliz?” El sabio sonrió: “La verdadera felicidad no tiene ninguna causa. Estoy vivo y eso es lo único que preciso para ser feliz”.


OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


miércoles, 24 de diciembre de 2014

El regalo de la vida

Felicitación de Navidad del año 2014

“Renacer”. Víctor Figueroa Molina.

Si has llegado hasta aquí, cualquiera que sea la forma en que la concibas, deseo paz para tu alma.

¡FELIZ NAVIDAD!


Fuente: "Vivir es un asunto urgente" de Mario Alonso Puig

« Muchas veces cuando nos levantamos no sentimos ese inmenso regalo que es la vida, y nos movemos a lo largo de nuestro día como si la existencia fuera algo más cercano al soportar y al sufrir, que al disfrutar.

La muerte y la vida están estrechamente unidas, pues el día que nacemos empezamos a morir y al dejar de respirar emprendemos otra vida en otro espacio, en otra dimensión. Por eso, me parece mucho más triste que el hecho de morirse, el no saber cómo vivir.

Creo que daríamos un paso de gigantes si perdiéramos un poco de miedo a la muerte y ganáramos un poco más de auténtico amor y pasión por la vida.

Vivir es un asunto urgente.

Los seres humanos tenemos una esencia que es extraordinaria. Por alguna razón que desconocemos, las personas hemos perdido nuestra capacidad de sintonizar con esa frecuencia, con esa realidad extraordinaria que sin saberlo se encuentra en nuestro interior.

Nuestra esencia, nuestro verdadero ser, conoce lo que necesitamos y puede darnos los recursos que precisamos. Habita en ese corazón que solo se escucha cuando se abre la mente y se silencia el murmullo incesante de pensamientos miopes que creen que solo existe aquello que se puede medir, pesar y analizar. No es necesario creer a pies juntillas, lo que sí es preciso es abrir una “rendija” en nuestro intelecto para acercarnos a algo que al fin y al cabo es un misterio.

Esa inmersión en el misterio, con el espíritu de fascinación y sorpresa de un niño, es la que nos puede conectar con esa fuerza de extraordinario poder, capaz de devolver a nuestro mundo la luz, la alegría, el entusiasmo, la serenidad y la confianza.

Cuando uno vive en la oscuridad, abrir una rendija que deje pasar algo de luz puede parecer un gesto intrascendente y, sin embargo, no lo es, porque cuando mayor sea la oscuridad, mayor será el impacto de una pequeña luz.

El miedo a lo desconocido nos paraliza y nos estamos perdiendo la aventura de descubrirnos como los seres extraordinarios que somos.

El redescubrimiento personal es el camino que todos estamos llamados a recorrer si queremos llegar a realizar nuestro verdadero Ser. Podemos, si confiamos en nuestras capacidades ocultas y es un camino sin retorno…

La vida es un milagro continuo y nosotros estamos demasiado ciegos como para darnos cuenta de ello...»

OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


lunes, 22 de diciembre de 2014

Atrévete a soñar

Felicitación de Navidad del año 2014 para los seguidores del blog. 

“Vois sur ton chemin”. Les Choristes.

Esta es la quinta Navidad para el blog “Si yo cambio, todo cambia”. Tengo la costumbre, ya casi puede llamarse así, de felicitar a los seguidores del blog dejándoles un pequeño gran mensaje.

Este blog tendría poco sentido sin las personas que lo visitan, pues hago las entradas pensando que pueden interesar a otros, ayudar a alguien en un momento difícil o influir en su vida de una forma positiva.

Os deseo de corazón Feliz Navidad.



Fuente: “La respuesta” de Mario Alonso Puig.

«Atrévete a soñar. La gente que es demasiado razonable solo logra lo que es lógico obtener y no lo que de verdad es posible alcanzar.

El camino no es fácil, pero no dejes que nada ni nadie determine lo lejos que vas a llegar porque eso solo te corresponde a ti.

Sé tú el capitán de tu alma y el dueño de tu destino.

Recuerda la extraordinaria grandeza que hay en tu interior.»

OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


sábado, 20 de diciembre de 2014

La "Bombería"


El pasado 16 de noviembre se inició un incendio en la planta de Burgos de la multinacional Campofrío que, activo durante once días, dejó las instalaciones irrecuperables.

La empresa trabaja en este momento en el proyecto para construir una nueva planta en Burgos, sigue buscando la recolocación de los casi mil empleados de la fábrica siniestrada en otras del grupo e intenta resolver los problemas de desabastecimiento de algunos de sus productos en los puntos de venta.

La compañía, que desde hace unos años utiliza en sus campañas de Navidad el tema de la crisis, no podía dar la espalda a la suya propia y ha querido reconocer el apoyo y la solidaridad que ha recibido tras el incendio, dedicando esta campaña publicitaria a los trabajadores de la fábrica de Burgos y a los ciudadanos “quemados” con los problemas del país.

“Este año a todos se nos ha quemado algo”: la paciencia (unos preferentistas), el futuro (pequeños empresarios), la esperanza (estudiantes), el arte (un músico), la confianza (crisis del ébola) y “todos estamos quemados por lo mismo” (la corrupción)…

El anuncio de este año, a cargo de la agencia de publicidad McCann, se titula “Bombería” y, rodado en Burgos, ha sido dirigido por el cineasta Benito Zambrano. Los protagonistas son Santiago Segura, Chus Lampreave, Chiquito de la Calzada y Fofito.

La primera campaña en la que Campofrío utilizó el tema de crisis fue en 2011, se titulaba “Cómicos” y fue dirigida por Álex de la Iglesia. En ella, humoristas del país homenajeaban en un cementerio a Gila, uno de los grandes del humor. Esta Navidad se reitera el homenaje a Gila y el lema "Que nada ni nadie nos quite nuestra manera de disfrutar de la vida" va acompañado con un "Ahora más que nunca".



OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


miércoles, 17 de diciembre de 2014

La paz perfecta


Había una vez un rey que ofreció un gran premio al artista que mejor captara en una pintura la paz perfecta. Muchos lo intentaron. El rey observó y admiró todas las pinturas, pero solo hubo dos que realmente le gustaron.

La primera era un lago muy tranquilo, espejo perfecto donde se reflejaban las suaves montañas que lo rodeaban. Sobre éstas, había un cielo muy azul con tenues nubes blancas. Todos quienes miraron esta pintura pensaron que reflejaba la paz perfecta.

La segunda pintura también tenía montañas, pero eran abruptas y sin vegetación. Sobre ellas, un cielo furioso se abría en una violenta tormenta. Montaña abajo discurría impetuosamente un torrente de agua. Cuando el rey observó cuidadosamente el cuadro, vio, tras una cascada de agua, un arbusto que crecía en una grieta de la roca en el que había un nido en el que estaba sentado plácidamente un pajarillo.

El Rey escogió la segunda, porque la paz consiste en mantener el corazón calmado a pesar de estar en medio de ruidos, problemas, trabajo duro o dolor. Este es el verdadero significado de la paz.


OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


sábado, 13 de diciembre de 2014

Todos los caminos llevan a Belén

* "Todos los caminos llevan a Roma" es una frase proverbial que alude a la posibilidad de conseguir el mismo objetivo por caminos distintos. Pues, eso... TODOS LOS CAMINOS LLEVAN A BELÉN.


Un año más, el día ocho de diciembre, festividad de la Inmaculada Concepción, se acabó de poner el belén en mi casa donde, sin duda, esta entrañable tradición se ha convertido en un ritual. Su montaje ha durado los tres días con los que contábamos en ese largo fin de semana. Esta vez ha resultado un poco más complicado porque, al colocarlo en el comedor, hemos tenido que cambiar algunos muebles de sitio y de habitación.

Os diré, por si no lo sabéis de otros años, que el belenista, por afición, es mi marido. Cada año hace un proyecto de belén diferente. Desde hace dos o tres meses, en su tiempo libre, se ha dedicado a diseñar y construir un nuevo portal, un mercado, casas como las que se muestran en la fotografía de esta entrada... y hemos recorrido toda la ciudad y parte de la provincia buscando nuevas figuritas.

Si no habéis hecho nunca un belén de esas dimensiones, no os imagináis el trabajo que tiene ni, por ejemplo, la cantidad de cables y conexiones que hay que organizar debajo de la mesa para que cada casa tenga luz o funcionen los motores que mueven el agua del río y de las fuentes.

Cuando lo terminó de montar tenía el cuerpo dolorido por las agujetas -los años no pasan en balde- y una cara de satisfacción en la que se dibujaba una sonrisa que dejaba entrever que ya estaba “maquinando” cómo será, si Dios quiere, el belén del año que viene.

Ya solo nos queda abrir las puertas de mi casa a los familiares, amigos y vecinos que quieran verlo. A los que canten un villancico, mejor si lo hacen acompañados con zambombas y panderetas, les daremos “las pascuas” con mantecados, polvorones, turrón y una copita de licor que ayude a templar los rigores del invierno…


* Música del vídeo: "Christmas Song" por Saint Eliyah Church Children Choir.


OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


lunes, 8 de diciembre de 2014

La pesadilla de los grupos de WhatsApp


Los grupos de WhatsApp - el de la familia, el de los amigos, el del trabajo…- pueden ser útiles, pero llegan a agobiar cuando bombardean nuestro teléfono con notificaciones, imágenes, vídeos y miles de emoticonos. Ahora que el doble check azul ha llegado también a las conversaciones de grupo, la situación ha empeorado. A muchos les gustaría dejarlos, pero no lo hacen por miedo al qué dirán.

Oregón Televisión, un programa de humor del canal autonómico de Aragón, se ha inspirado en este drama para hacer, dentro de su sección “No sólo música en Oregón”, una versión de la canción “Bailando” de Enrique Iglesias. La parodia se titula “Sonando” y seguro que te sentirás identificado al escucharla.


Este programa, dirigido por Samuel Zapatero, obtuvo el pasado mes de Junio el Premio Iris de la Academia de las Ciencias y de las Artes de Televisión de España al Mejor Programa de Entretenimiento Autonómico.

Para los desesperados, hay trucos para luchar contra el doble check azul, este nuevo "gran hermano" . El más fácil, poner el móvil en modo avión, meterse en WhatsApp, leer tranquilamente el mensaje y luego volver al modo normal. No dejas ni rastro del doble check azul y nadie puede enfadarse.

* Se recomienda leer las entradas "Libertad sin WhatsApp" y "El amor en los tiempos del WhatsApp" de este blog.

OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


miércoles, 3 de diciembre de 2014

Los pequeños gestos

Fuente: “Qué se le puede pedir a la vida” de Javier Urra.

« Cada verano, salgo a caminar una hora por la playa antes de que el sol implacable se eleve en el firmamento.

Una mañana observé a un joven que se agachaba en la arena, cogía algo, corría hacia el mar, lo lanzaba lejos y volvía a recoger lo que fuera en la arena. Picado por la curiosidad, me acerqué y comprobé que se trataba de estrellas de mar que tiraba mar adentro.


Pregunté al chico qué estaba haciendo y me contestó que salvar estrellas de mar antes de que el sol las deshidratase y murieran. Le argumenté que había cientos o miles fuera del agua y que no podría salvar a todas. El joven miró a la estrella que tenía en la mano, después me miró a mí y con convicción me dijo: “Es verdad, no podré salvar a todas, pero ésta notará la diferencia”. Y continuó febrilmente con su generosa actividad.

Seguí caminando y regresé a casa. La frase “pero ésta notará la diferencia” hacía eco en mi cerebro. Comprendí que un pequeño gesto conlleva un pequeño cambio que si bien puede no llegar a afectar a los resultados finales, siempre es valioso -y a veces vital- para quien se beneficia de él.

A la mañana siguiente pensé en lo importante que era para una sola estrella de mar ese gesto. Era muy temprano cuando un paseante advirtió con asombro que dos personas, una joven y otra menos joven, corrían de la playa a la mar y lanzaban algo; parecía un baile o un ritual. Lentamente empezó a acercarse para ver con exactitud lo que hacían… »


OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


viernes, 28 de noviembre de 2014

Los catálogos de juguetes


Cómo nos enseñan a ser niños o niñas con los juguetes.

Cada año por estas fechas proliferan los catálogos de juguetes por todo el territorio español. Simplemente con hojearlos comprobaremos que todos, de forma más o menos explícita, contradicen el principio de “no discriminación por razón de sexo” que, se supone, inspira nuestro marco jurídico y social. Fijaos en los textos, en la distribución de imágenes de niños y niñas, la utilización del estilo (color, composición, tipografías…), la maquetación… Son prácticas publicitarias discriminatorias que no cumplen la legislación vigente y ninguna institución competente hace nada al respecto.

Los juguetes son elementos esenciales en la socialización de género, es decir, en el proceso por el cual aprendemos a pensar, sentir y comportamos como hombres o como mujeres según las normas, creencias y valores que cada cultura y cada época asigna a unas y a otros. Dicho de forma más sencilla: a través de los juguetes nos enseñan a ser niñas y niños y cuáles son los papeles que la sociedad espera que desempeñemos.

Los roles de “género” son construcciones culturales. Por tanto, si no nos gustan, se pueden cambiar y “desaprenderse”.

Los juguetes no tienen sexo, no son masculinos ni femeninos. Lo mismo que muchos padres se encargan del cuidado de los bebés y muchas madres trabajan en profesiones que hasta hace poco eran típicas de hombres, las niñas no tienen que jugar solo con muñecas y los niños con guerreros…

Hace algunos años hice una propuesta para que los niños y niñas de Educación Infantil del que por entonces era mi colegio, eligieran sus juguetes conforme a sus propias inclinaciones, gustos y aficiones, sin la influencia de la publicidad u otras presiones.

Para ello construí un sencillo y "casero" catálogo en el que los juguetes están agrupados, según sus características, en sensoriales, manipulativos, motores, de construcción, simbólicos, juegos con reglas, etc.

Les di a cada niño y niña un catálogo con ochenta juguetes. Los iban identificando, expresaban si los conocían, si los tenían, si habían jugado alguna vez con ellos, si eran divertidos... Les pedí que “escribieran” su carta a los Reyes Magos haciendo una selección de cinco juguetes - dura tarea, pues los querían todos -. Colorearon los juguetes que habían elegido, los recortaron y pegaron en sus cartas.

Los niños y niñas eligieron libremente los juguetes que querían y lo hicieron de acuerdo a su carácter y personalidad y no a su sexo. Las cartas se entregaron a los padres para que fueran analizadas en familia. Algunos, pocos, “respetaron” la elección de sus hijos/as. Otros no consintieron que a sus hijos, varones, les trajeran los Reyes la cocinita, o el juego de peluquería que habían pedido (no lo entiendo, pues hay grandes cocineros y peluqueros de sexo masculino). Algo de más suerte tuvieron las niñas que habían elegido la caja de herramientas o la grúa...

En fin, a veces pienso que es una batalla perdida y otras, me animo a seguir intentando que las cosas cambien. Es por ello que he hecho esta entrada. Bueno... por eso y porque me lo han pedido.

Podéis descargar los catálogos (incluyo también el de niños y niñas de cinco a ocho años). Se trata de una bonita experiencia que puede hacerse en familia.

Los niños y niñas de cinco a ocho años tienen, en relación con los juguetes, más interiorizados los roles de género, pero con el catálogo se evitan otras influencias publicitarias poco deseadas.

Permitidme recordar que los juguetes deben divertir y desarrollar la imaginación; que los más sencillos suelen ser los más divertidos; que tú eres su mejor juguete y que un libro es uno de los mejores regalos que puedes hacer.

Dejemos que los niños y las niñas jueguen a lo que quieran. Sus juegos son la expresión de sus deseos, de su yo único e irrepetible, de su libertad.

OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


domingo, 23 de noviembre de 2014

Vivir sin miedo

Fuente: "Lecciones de vida" de Elisabeth Kübler-Ross y David Kessler


El miedo es un sistema de advertencia que, a un nivel primario, nos presta un buen servicio. En situaciones potencialmente peligrosas, el miedo es una señal saludable. Es una protección. Sin él no sobreviviríamos mucho tiempo. Sin embargo, es fácil experimentar temor donde no hay peligro.

Solemos vivir la vida como si las circunstancias nos fuesen desfavorables. Nuestra cultura pregona el miedo: “el alimento que usted consume puede ser peligroso”, “la ropa que usa su hijo puede ser peligrosa”, “este año sus vacaciones podrían causarle la muerte”… Pero ¿cuánto de todo aquello que tememos se hace realidad? Lo cierto es que hay escasa correlación entre lo que tememos y lo que nos ocurre. Las compañías de seguros apuestan a que la mayor parte de lo que nos preocupa nunca ocurrirá y ganan miles de millones cada año.

Este tipo de miedo no es real, es ficticio y, aun así, nos mantiene despiertos por la noche, nos impide vivir. Parece no tener propósito ni clemencia, nos paraliza y debilita el espíritu.

El miedo es una sombra que lo obstruye todo: nuestro amor, nuestros verdaderos sentimientos, nuestra felicidad, nuestro ser mismo. Usa muchos disfraces: ira, protección, autosuficiencia… Inconscientemente hacemos daño a nuestros seres queridos por miedo y nos reprimimos personal y profesionalmente por la misma razón.

Los miedos son engañosos porque van formando capas, una encima de la otra. Es posible ir quitándolas una a una hasta llegar al miedo del fondo, el fundamento en el que se apoyan todos los demás. Y ése suele ser el miedo a la muerte, supuestamente la causa de todas nuestras desdichas. Sin embargo, nuestros miedos no evitan la muerte, frenan la vida. ¿Hay algo más inevitable que la muerte? No aceptarla significa embarcarnos en un sufrimiento inútil y desgarrador.

Para enfrentar todos los demás miedos hemos de relajarnos frente a la muerte. Todos vivimos con la posibilidad de la muerte, pero para los moribundos se trata de una certeza y en los estudios realizados por la doctora Elisabeth Kübler-Ross, ellos manifiestan que al hallarse frente a la muerte, el miedo ya no tiene poder sobre ellos porque ya no hay nada que temer, nada que perder. Por desgracia, cuando el miedo ha desaparecido, solemos estar ya demasiado enfermos o viejos para hacer lo que habríamos hecho antes si no hubiéramos tenido miedo.

“Sin miedo”. Rosana.

Tenemos que superar nuestros miedos mientras aún podamos hacer aquello que soñamos.

Avanza un pequeño paso cada día haciendo alguna de las pequeñas cosas que temes hacer. Tu miedo solo tiene un enorme poder sobre ti cuando no lo enfrentas. Cuando actúas por miedo, generas más miedo...

Tenemos muchas palabras para designar las variadas emociones que experimentamos a lo largo de la vida, pero en lo más profundo, solo existen dos emociones: amor y temor. Todas las emociones positivas proceden del amor, todas las emociones negativas nacen del miedo. Del amor brotan la felicidad, la satisfacción, la paz y la alegría. Del miedo provienen la ira, el odio, la ansiedad y la culpa. Los pensamientos que tienes o bien refuerzan tu miedo o bien ensanchan tu amor. El temor crea más temor, especialmente cuando está oculto. El amor crea más amor, se expande a sí mismo. Aprende a usar el poder del amor y la bondad para vencer el miedo.

El miedo siempre se basa en algo que ocurrió en el pasado y hace que temamos a algo que creemos que puede ocurrir en el futuro. Solo el amor es la única emoción real porque sucede en el presente.

Si vives con miedo, en realidad no vives. Si sabemos abrirnos paso a través de nuestros miedos, si somos capaces de aprovechar todas las oportunidades posibles, podemos vivir la vida que tan solo nos habíamos atrevido a soñar.

«¿Qué ocurriría si empezáramos a correr algunos riesgos, si nos enfrentáramos a nuestros miedos? ¿Y si fuéramos más lejos, si persiguiéramos nuestros sueños, si obedeciéramos a nuestros deseos? ¿Qué ocurriría si nos permitiéramos experimentar libremente el amor y encontrar satisfacción en nuestras relaciones? ¿Qué clase de mundo sería éste?»

OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


martes, 18 de noviembre de 2014

La verdadera historia de los hombres

Fuente: "La otra orilla" de Juan José Benítez.


Título original: "El historiador que quería escribir la verdadera historia de los hombres".

«Un preclaro historiador había consumido la mitad de su vida en la investigación y redacción de la verdadera Historia de los hombres.

Y un día fue invitado a un viaje en barco.

Al llegar el ocaso, aquel sabio -extasiado ante la puesta de sol- pidió a sus amigos que manifestaran sus sentimientos ante semejante espectáculo.

El poeta fue el primero en hablar:

“Estamos presenciando la última borrachera de luz del cíclope celeste”.

“¡Qué ridiculez! -exclamó el astrónomo-. Todo el mundo sabe que estamos asistiendo a la última fase del movimiento de rotación del planeta, antes de penetrar en el cono de la sombra.”

Intervino entonces el filósofo:

“De ninguna manera: ambos estáis equivocados. Este crepúsculo no es otra cosa que el desvanecimiento en el éter de la sólida angularidad de un día que se va.”

“¿No comprendéis -replicó el teólogo- que estamos ante el final de la historia personal de cada uno de nosotros y que el mañana es un hipotético regalo de la Divinidad?”

“Yo solo sé -expuso el rico-, que el sol brilla para todos y que no cobra por sus rayos. Esto, evidentemente, es injusto.”

“Aun siendo un pariente lejano -concluyó el pobre-, ese sol es el único que visita a la Pobreza. Y jamás pide nada a cambio.”

Al día siguiente, al regresar a su casa, el eminente historiador arrojó su libro a la basura.»


OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


jueves, 13 de noviembre de 2014

El mayor premio es compartirlo

Anuncio de la Lotería de Navidad 2014.


Ayer miércoles, día 12 de noviembre, fue presentado el anuncio de la lotería de Navidad.

La campaña está formada por nueve vídeos dirigidos por Santiago Zannou y puestos en marcha por la agencia Leo Burnett. Para el vídeo central se ha elegido una emocionante, cercana y humana historia en la que unos personajes anónimos dan una lección de amistad y solidaridad bajo el lema "El mayor premio es compartirlo".

Rodado en el bar "La Muralla" del barrio madrileño de Villaverde, cuenta la historia de Manuel que, para un año que no compra lotería, ve como “El Gordo” ha tocado en su barrio, en el “Bar Antonio” donde cada año la solía comprar.

Convencido por su mujer, cabizbajo, baja al bar donde los vecinos brindan llenos de alegría. Allí se toma un café y Antonio, el dueño, le depara una sorpresa…

Los otros vídeos que forman la campaña, cuentan las historias de otros personajes alrededor del "Bar de Antonio".

En televisión se emitirán también los que nos cuentan el origen de la historia entre Antonio y Manuel ("No la pierdas"), una pequeña historia de la lotera ("El secreto") y los planes de una pareja cuando se enteran de que les ha tocado la lotería ("Dilo bien").

Los otros cinco relatos se titulan: "Llamada", "No siempre se gana", "Beautiful", "Si tú supieras" y "Carpeta".

La canción que suena en los vídeos es “Glacier” de James Vincent McMorrow.

Podéis ver todos los vídeos en la siguiente lista de reproducción.



ENTRADAS RELACIONADAS EN ESTE BLOG:

- La fábrica de sueños. Lotería de Navidad 2011
- Cazadores de sueños. Lotería de Navidad 2012
- Pon tus sueños a jugar. Lotería de Navidad 2013
- La fábrica de maniquíes. Lotería de Navidad 2015
- 21 de diciembre. Lotería de Navidad 2016

OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


miércoles, 12 de noviembre de 2014

Piedras y prioridades

Este relato está incluido en el libro “No te rindas” de Enrique Rojas.


«Un experto en gestión del tiempo que daba una conferencia, puso sobre la mesa un frasco de cristal y un montón de piedras del tamaño de un puño.

- ¿Cuántas piedras caben en el frasco? - preguntó.

Mientras el público hacía sus conjeturas, fue introduciendo piedras en el frasco hasta llenarlo. Luego preguntó:

- ¿Está lleno? - Y todos asintieron.

Entonces sacó de la mesa un cubo con gravilla, puso parte de ella en el frasco y lo agitó. Las piedrecitas penetraron por los espacios que dejaban las piedras grandes. El experto volvió a preguntar:

-¿Está lleno? - y esta vez los asistentes dudaron.

- Tal vez no - dijo uno; y, acto seguido, el conferenciante extrajo un saquito de arena y la metió dentro del frasco.

- ¿Y ahora? - inquirió.

- ¡No! - exclamó el público; y el conferenciante tomó una jarra de agua que empezó a verter dentro del recipiente. Este aún no rebosaba.

Terminada la demostración, preguntó:

- ¿Qué acabo de demostrar?

Uno de los asistentes respondió:

- Que no importa lo llena que esté tu agenda; si lo intentas, siempre puedes hacer que quepan más cosas.

- ¡No! - repuso es experto, y concluyó -: Lo que esto nos enseña es que si no pones las piedras grandes al principio, luego ya no cabrán.»

El ejercicio de este experto en gestión del tiempo es una invitación a que cada persona encuentre las piedras grandes de su vida. Cuando ponemos en primer lugar lo verdaderamente importante, el resto, las piedras menores, encuentran su lugar.

Tenemos que fijar nuestras prioridades para centrarnos en lo verdaderamente importante.



OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


viernes, 7 de noviembre de 2014

La verdadera amabilidad

“Sé amable, pues cada persona a la que encuentres está librando una dura batalla”.
Platón



Fuente: “365 ideas para cambiar tu vida” de Francesc Miralles.

¿Cómo reconocer cuándo la amabilidad de alguien es cortesía postiza y cuándo actúa de todo corazón?

Solo tenemos que observar cómo trata a los demás: a su familia, a sus compañeros de trabajo, también a personas anónimas como el taquillero del metro o el estudiante que solicita hacer una encuesta. Si se comporta con amabilidad con todos por igual es señal que estamos ante una persona naturalmente amable. Si se dan, en cambio, grandes diferencias, existen razones para dudar, pues la verdadera amabilidad no conoce privilegios.

Algunas veces, intentamos hacer algo por los demás y recibimos una respuesta airada, o incluso interpretan que buscamos sacar algún beneficio. Ante este tipo de situaciones, solo queda pensar que cada persona se halla en un grado diferente de evolución espiritual y da solo aquello de lo que es capaz.

En cualquier caso, la persona genuinamente amable no espera nada a cambio, ni se ofende por o haber obtenido reconocimiento o un trato equivalente.

La amabilidad no es un comercio del tipo “yo te doy esto, tú me das aquello”. La transacción emocional termina en uno mismo, porque tiene en el acto amable su propia recompensa.

Entradas relacionadas en este blog:

● "Efectos de la amabilidad"

OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


domingo, 2 de noviembre de 2014

Los "sueños"

Fuente: “La otra orilla” de Juan José Benítez.


« Y ahora, frente al último de mis “sueños”, he terminado de desnudar mi alma.

Y al hacerlo, como suponía, solo he descubierto un zumbante enjambre de dudas.

“¿Quién soy yo?”

Y el oleaje de mi corazón respondió:

“Probablemente, un eterno insatisfecho.”

“¿De dónde vengo?”

Y la chispa divina que aún parpadea en mí susurró:

“Probablemente, de lo más profundo del Amor del Padre.”

“¿Hacia dónde me dirijo?”

Y el rayo de la esperanza que no cesa clamó:

“Probablemente, a lo más profundo del Amor del Padre.”

“¿Por qué he nacido?”

Y el anciano que siempre me acompaña respondió:

“Probablemente porque tú lo deseaste.”

“¿Cuál es mi misión?”

Y el Universo habló por mí:

“Aprender.”

Y antes de que pudiera formular mi siguiente pregunta, el Anciano de los Días se adelantó:

“Aprender no significa solo conocer… Aprender es experimentar.”

“¿Es que se puede experimentar desde la duda?”

Y mil voces interiores replicaron al unísono:

“Sobre todo desde la duda.”

“¿Por qué debo morir?”

“Pregunta mejor si es necesario morir…”, corrigió mi otro Yo.

“¿Lo es?”

“Tan necesario como un alto en el camino.”

Y así, cara a cara conmigo mismo, he sabido que éstos no son mis últimos sueños”… »

OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


martes, 28 de octubre de 2014

Reprogramar el subconsciente

“Hay que tener fe en uno mismo. Ahí reside el secreto... Sin la absoluta confianza en sí mismo, uno está destinado al fracaso”.
Charles Chaplin.



Fuente: "Héroe" de Rhonda Byrne.

Creer en ti mismo quizá sea la cualidad más poderosa que tienes a tu alcance, porque te permitirá superar situaciones difíciles, desafíos y materializar tus sueños.

Naciste teniendo fe en ti mismo y si ahora no crees en ti es porque, sin darte cuenta, a lo largo de la vida, has aceptado ideas sobre ti que otras personas te han impuesto, y las has dado por buenas. Cuando piensas algo y aceptas que es cierto, se genera una creencia.

El subconsciente es como un ordenador con muchos programas diferentes que has ido instalando a lo largo de tu vida mediante tus pensamientos.

El pensamiento es el que ha instalado todos los programas en el subconsciente. Por eso, es el pensamiento y solo el pensamiento, el que puede crear un programa nuevo y desinstalar el anterior.

Incluso después de toda una vida de no creer en ti mismo, basta con un poco de esfuerzo coordinado para empezar a creer en ti mismo. Piensa que puedes hacer lo que te propongas. Recuerda que tienes todo lo necesario para ello. Lo único que necesitas es ir paso a paso.

Cuando empieces a pensar que puedes hacer cualquier cosa, notarás el rechazo del “cortafuegos” del subconsciente, que te dirá que esos pensamientos son mentiras. Si continúas plantando la idea de que puedes hacerlo, al final esos pensamientos se convertirán en una creencia, y habrás cambiado el programa.

El momento más poderoso para reprogramar el subconsciente es cuando te estás quedando dormido por la noche. Cuando te encuentras en ese estado preciso en que estás medio dormido y medio despierto, planta la idea de que puedes hacer y conseguir cualquier cosa que te propongas. El objetivo es que la idea de “creer en ti mismo” sea lo último que piensas antes de dormirte, porque el último pensamiento que tienes antes de dormirte atraviesa el cortafuegos y entra en la mente subconsciente. Y cuando ese pensamiento atraviesa el cortafuegos, el subconsciente lo ha de aceptar sin más.

Cuando el subconsciente tenga instalado el nuevo programa, sea lo que sea, es lo que se manifestará en tu vida.

Creer en ti mismo no significa que no surgirán momentos en que te acechen las dudas, especialmente si estás cansado, desanimado, te encuentras mal, o te falta energía. Recuerda que esos sentimientos son temporales y pasarán. En esos momentos de duda, simplemente hay que concentrarse en el siguiente paso que tienes que dar, porque te será más fácil creer que puedes dar un paso pequeño. En este “viaje” solo se puede ir paso a paso.

Cuando eres feliz, tu fe es firme. Por eso es tan importante perseguir tu felicidad todos los días porque al hacerlo, tu fe se fortalecerá y si alguien tiene fe en ti, aférrate a esa persona, porque es la que necesitas tener al lado. También has de tener en cuenta que experiencias nuevas, si son apropiadas, pueden hacerte recuperar la fe y reconstruir la autoestima.

Cuando decidas perseguir tu sueño, el Universo te apoyará y te proporcionará todas las circunstancias, personas y todo lo que necesites para que se haga realidad.

Cree en tu sueño y cree en ti, porque eres un héroe.

OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


jueves, 23 de octubre de 2014

El cerebro humano prefiere el papel


He de reconocer que he sentido un gran alivio al leer el artículo titulado “¿Por qué el cerebro prefiere el papel?” publicado por el doctor Enrique Majul, director médico de la clínica universitaria Reina Fabiola de Córdoba (Argentina), en la edición digital de La Voz.

En dicho artículo se analiza, a su vez, otro de la reconocida revista norteamericana de divulgación científica “Scientifican American” (la versión española es la revista “Investigación y Ciencia”), que pretende explicar por qué muchos seguimos prefiriendo para leer el papel (libro tradicional, revistas, diarios…) en vez del formato electrónico.

Partimos de la base de que el ser humano no nace con circuitos cerebrales dedicados a la lectura ya que la escritura se inventó alrededor de cuatro milenios antes de Cristo. Es en la niñez, cuando nos enseñan a leer y a escribir, cuando el cerebro improvisa nuevos circuitos y para ello, usa parte de otros dedicados al habla, a cuya habilidad se suma la coordinación motora y la visión.

Parece ser que cuando leemos, el cerebro humano, que percibe el texto en su totalidad,  construye una representación mental del mismo como si se tratara  de una especie de paisaje físico.

Los libros de papel tienen una topografía más evidente que el texto en pantalla. Un libro de papel abierto presenta dos dominios claramente definidos: páginas de izquierda y derecha y un total de ocho esquinas en las que uno se orienta. Al pasar las páginas de un libro de papel se realiza una actividad similar a dejar una huella tras otra por un sendero, hay un ritmo y un registro visible del transcurrir de las hojas. Todas estas características permiten formar un mapa mental, coherente, del texto.

En definitiva, un libro de papel tiene muchos puntos de referencia física que gustan al cerebro,  que lo pide inconscientemente.

Por otro lado, muchos trabajos han llegado a la conclusión de que en pantalla se lee más lentamente y, además, se recuerda menos. En cuanto a la comprensión lectora, al comparar alumnos que leyeron en papel con otros que leyeron un texto en versión PDF en la pantalla, se concluyó que éstos obtuvieron calificaciones más bajas y presentaron mayores niveles de estrés y cansancio que las personas que leyeron en papel. Esto ocurre, tal vez,  porque la lectura basada en pantallas es mentalmente más exigente e incluso físicamente cansa más que la lectura en papel. La tinta electrónica refleja la luz ambiental al igual que la tinta de un libro de papel, pero las pantallas de ordenadores, teléfonos inteligentes y tabletas hacen brillar la luz directamente en los rostros de las personas y la lectura puede causar fatiga visual, dolores de cabeza y visión borrosa.

Muchas personas aseguran que cuando realmente quieren centrarse en un texto, lo imprimen en papel para una lectura más a fondo.

Las investigaciones más recientes sugieren que la sustitución del papel por pantallas a una edad temprana tiene desventajas. Los niños recuerdan más detalles de las historias que leyeron en el papel pese a que las digitales estaban complementadas con animaciones interactivas, vídeos y juegos, que en realidad desvian la atención lejos de la narrativa e impiden comprender incluso la esencia de las historias.

Tampoco podemos dejar atrás que los aspectos sensoriales de la lectura en papel importan a la gente más de lo que cabría suponer: la sensación de papel y tinta; la opción de suavizar o doblar una página con los dedos, el sonido distintivo de pasar una página, la posibilidad de subrayar, de detenerse y tomar nota, hacen que se elija más el papel. Para compensar este déficit sensorial, muchos diseñadores digitales tratan de hacer que la experiencia de los lectores electrónicos esté tan cerca de la lectura en formato de papel como sea posible, pero de momento…. no es lo mismo.

Como decía al principio, aunque pueda parecer una tontería, creo que muchas personas nos hemos sentido aliviadas al leer este artículo. De alguna manera, reconforta saber que no somos unos "dinosaurios" y que la ciencia nos ampara… Algo es algo.

OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


sábado, 18 de octubre de 2014

La termita que devoraba palabras

Esta entrada se la dedico a la memoria de mi madre. Ella apenas me contaba cuentos, pero me narraba antiguas historias familiares que recuerdo, junto al eco de su voz, tal como ella me las relataba. Esas historias me enseñaron a mirar al infinito con los pies en la tierra.


Fuente: “Historias de la otra tierra” de Paloma Orozco Amorós.

« Era una termita que devoraba palabras.

Todo el mundo sabe que las termitas poseen una inteligencia enigmática, que rehúyen el aire y que son ciegas de nacimiento. Constituyen un pueblo para el cual no brilla el sol, para el que no florecen las flores y para el que no sonríe un cielo azul. Son seres lúgubres, incomprensibles, destructores subterráneos alejados de todo lo habitado por los demás seres.

Son insectos armados de poderosas mandíbulas, con las cuales perforan y devoran los enseres más variados: muebles, papeles, ropas…

Existen termitas soldados (son más belicosas), termitas viajeras (cuyo espíritu de aventura solo es superado por su insaciable apetito), termitas mordientes (que tienen los dientes más afilados que una sierra), e incluso termitas lucífugas (son distinguidas y se visten siempre de un negro brillante para contemplar el mediodía de Europa).

Pero ninguna tenía la rara habilidad de comer palabras, porque el trabajo principal de nuestra termita de cabeza gris y alta frente era destruir comiendo y construir con la comida. Se alimentaba de las palabras que devoraba y edificaba con ella frases que encajaban unas con otras, hasta que conseguían levantar una obra lingüística de medidas arquitectónicas perfectas.

Así iba dejando construcciones desperdigadas por el bosque. Si te sentabas al pie de un árbol, de pronto tenías al lado una de esas curiosas obras y, si la observabas con atención, podías incluso entenderla.

Como nunca veías a ese microscópico ser, tenías que tener mucho cuidado cuando lanzabas tus palabras, porque la termita podía estar justo ante ti y tragárselas todas una tras otra. Las roía hasta hacerlas comestibles. Más tarde, cuando las había digerido, las volvía a componer en su interior hasta que lograba darles sentido y las ponía en relación con otras para formar frases, que devolvía al exterior.

Una vez vi una construcción que se llamaba Memoria. Estaba compuesta por un montón de palabras: figuraban allí la palabra “dolor”, la palabra “nostalgia” y la palabra “invocar”. También había extraños términos como “evocación”, “recuerdo” y “resucitar”.

Yo siempre había creído que la memoria era lo que nos hacía acordarnos de la tabla de multiplicar, pero está claro que para la termita era lo que nos permite regresar a algo que tuvimos y que recobramos del pasado gracias al recuerdo.

Entonces volví atrás en el tiempo y pensé en mi infancia, en las horas de colegio, en el olor de los libros recién comprados, en los bocadillos de media tarde, en los cuentos antes de dormirme… Sin apenas darme cuenta pronuncié en alto la palabra Madre. La termita la devoró en cuestión de segundos, y casi al instante formó a mis pies una construcción cuya base fundamental era “pastel de chocolate”.

Me acordé entonces de cada cumpleaños cumplido, y de mi madre haciendo ese pastel mientras susurraba una canción que hablaba de que alguien no tenía edad para amar.

Una lágrima resbaló al suelo porque mi madre ya no estaba conmigo. Hacía tiempo que había emprendido viaje a ese otro mundo detenido donde la vida es una corriente de aire entre las ventanas abiertas del infinito.

Cuando me iba, la termita aún finalizó otra obra: Eternidad. Comprendí que, del mismo modo que se alimentaba de palabras y con estas formaba frases, también se nutría bebiendo lágrimas con las que edificaba sentimientos. »


OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


lunes, 13 de octubre de 2014

Cualidades del amor

Fuente: “Una llamada al amor” de Anthony de Mello.


Contempla con asombro la bondad absoluta de la rosa, de la lámpara, del árbol, porque en ellos tienes la imagen de lo que sucede con el amor…

La primera cualidad del amor es su carácter indiscriminado.

Fíjate en una rosa: ¿puede acaso decir la rosa: “Voy a ofrecer mi fragancia a las buenas personas y negársela a las malas”? ¿Puedes imaginar una lámpara que niegue sus rayos a un individuo perverso que trate de caminar por su luz? Observa cómo el árbol ofrece indiscriminadamente su sombra a todos, buenos y malos, jóvenes y viejos, altos y bajos, hombres y animales… incluso a quien pretende cortarlo y echarlo abajo.

La segunda cualidad del amor es su gratuidad.

Al igual que el árbol, la rosa o la lámpara, el amor da sin pedir nada a cambio. ¡Cómo despreciamos al hombre que se casa con una mujer, no por las cualidades que ésta pueda tener, sino por el dinero que aporta como dote! De ese hombre decimos que no ama a la mujer, sino el beneficio económico que ésta le procura. Pero ¿acaso nuestro amor se diferencia algo de ese hombre cuando buscamos compañía de quienes nos resultan emocionalmente gratificantes y evitamos la de quienes no lo son; o cuando nos sentimos positivamente inclinados hacia quienes nos dan lo que deseamos y responden a nuestras expectativas, mientras abrigamos sentimientos negativos o mera indiferencia hacia quienes no son así?

La tercera cualidad del amor es su falta absoluta de auto-consciencia, su espontaneidad.

El amor disfruta de tal modo amando que no tiene la menor consciencia de sí mismo. La lámpara brilla sin pensar si beneficia o no a alguien. La rosa difunde su fragancia simplemente porque no puede hacer otra cosa, independientemente de que haya o deje de haber alguien que disfrute de ella; lo mismo ocurre con el árbol que ofrece su sombra.  Por tanto, no tienen consciencia de poseer mérito alguno o de hacer bien. La luz, la fragancia y la sombra no se producen porque haya alguien cerca, ni desaparecen cuando no hay nadie, sino que, al igual que el amor, existen con independencia de las personas.

Y la cuarta y última cualidad del amor es su libertad.

Fíjate cómo la rosa, el árbol y la lámpara te dejan completamente libre. El árbol no va a hacer el menor esfuerzo por arrastrarte hacia su sombra cuando corras el riesgo de sufrir una insolación y la lámpara no va a ensanchar su haz de luz para que no tropieces en la oscuridad.

Piensa en la coacción a la que tú mismo te sometes cuando, para comprar el amor y aprobación de los demás  o, simplemente, para no perderles, tratas de responder a sus expectativas. “Libertad” no es más que otra palabra para referirse al amor y en el mismo momento en que entran en juego la coacción, el control o el conflicto, muere la natural capacidad de amar.

OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


miércoles, 8 de octubre de 2014

La casa de los mil perros


Se dice que hace tiempo en un pequeño y lejano pueblo, había una casa abandonada. Cierto día, un perro logró meterse en dicha casa por un agujero de una de sus puertas. Una vez dentro, el perro subió las viejas escaleras de madera y llegó a una habitación en la cual, para su sorpresa, había mil perros que lo observaban tan fijamente como él los observaba a ellos.

El perro comenzó a mover la cola y a levantar sus orejas y los otros mil perros hicieron lo mismo. Después, el perro sonrió y ladró alegremente a uno de ellos y se quedó maravillado al ver que los mil perros también le sonreían y ladraban alegremente con él.

Cuando salió de la habitación, el perro se quedó pensando: "¡Qué lugar tan agradable! ¡Voy a venir a menudo!"

Tiempo después, otro perro entró en el mismo sitio, pero, a diferencia del anterior, al ver a los otros mil perros se sintió amenazado, pues lo estaban mirando de forma agresiva.

Empezó a gruñir y a ladrar e inmediatamente vio cómo los mil perros le gruñían y ladraban a él también. Cuando este perro salió de la habitación pensó: "¡Qué lugar tan horrible! ¡Nunca más volveré!

En la fachada de la casa había un letrero que decía: "La casa de los mil espejos".

Los otros son un espejo y cuando nos enfadamos con ellos es porque reflejan aspectos de nosotros mismos que no nos gustan.


OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


viernes, 3 de octubre de 2014

La verdadera personalidad

Fuente: “El alma del hombre bajo el socialismo” de Oscar Wilde.


« Una persona con verdadera personalidad se desarrolla natural y simplemente, como crece una flor o un árbol.

No está en discordia. Nunca argumenta ni disputa. No tiene que demostrar cosas.

Lo sabe todo y, sin embargo, no se preocupa por el conocimiento. Tiene sabiduría.

Su valor no se mide con cosas materiales. No tiene nada y sin embargo, tiene todo y aunque se le saque, siempre le quedará, tan rico es.

No está siempre entrometiéndose con los demás, o pidiéndoles que sean como él. Los ama por ser diferentes. Y si bien no se entromete en la vida de los demás, los ayuda a todos, de la misma forma que una cosa hermosa nos ayuda, por ser lo que es. »

* "El alma del hombre bajo el socialismo" es un ensayo, publicado en 1891, en el que Oscar Wilde expone su credo sobre el individualismo y su particular visión del socialismo.

Para Oscar Wilde, el ser humano llega a su perfección, no a través de lo que tiene, ni aún a través de lo que hace, sino exclusivamente por lo que es. Según Wilde, el mensaje de Cristo fue el siguiente: "Tienes una magnífica personalidad. Desarróllala. Sé tú mismo". Por esta razón, Jesús no permitía ningún tipo de reclamo (reclamos de las posesiones materiales, de la vida familiar...) sobre la personalidad. El hombre encontrará dentro de sí y no fuera, lo que realmente es y lo que realmente quiere.


OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


domingo, 28 de septiembre de 2014

No se puede gustar a todo el mundo

Fuente: "365 ideas para cambiar tu vida" de Francesc Miralles.


« Luchar por la estimación de las personas que han decidido no querernos es una batalla perdida de antemano que nos desgasta inútilmente.

El poeta latino Horacio lo explica de una manera muy sencilla: "A la gente triste le disgusta la feliz, tanto como la feliz aborrece la triste; los que son rápidos de pensamiento se ponen nerviosos con los calmados, así como los desocupados no pueden soportar a los que siempre están ocupados".

No todo el mundo puede estar de nuestra parte, lo cual tampoco significa que tengamos adversarios. Simplemente hay personas con las que no podemos converger porque no hay un terreno común para la complicidad.

Si queremos forzar la situación con acercamientos obstinados, entonces tal vez sí que despertemos la hostilidad de los demás, especialmente si aparentamos lo que no somos en un intento desesperado por agradar.

Es mucho más efectivo mostrarnos de manera franca y asumir con naturalidad tanto el reconocimiento como la indiferencia o la desaprobación.

No nos elogiará todo el mundo, pero al menos gozaremos del placer de ser nosotros mismos.»


ENTRADAS RELACIONADAS EN ESTE BLOG:

- La aprobación de los demás

OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


martes, 23 de septiembre de 2014

No pesa... es mi hermano


"He ain’ t heavy, he’s my brother" (No pesa, es mi hermano). Olivia Newton John.

En 1917 el sacerdote católico Edward Joseph Flanagan (1886- 1948) fundó, con 90 dólares prestados, una casa para niños sin hogar en Omaha (Nebraska). En un principio contó solo con cinco niños: tres procedían de tribunales tutelares de menores y dos habían sido recogidos en la calle. Pronto, se vio obligado a ampliar los locales de su fundación, adquirió una granja a unos dieciocho kilómetros de Omaha y trasladó allí su residencia llamándola “Boys Town” (La ciudad de los muchachos).

El padre Flanagan, que dedicó toda su vida a la educación de niños y jóvenes delincuentes y abandonados, estaba convencido de que la fórmula más adecuada para su reinserción era fomentar en ellos el espíritu de responsabilidad e implantó un régimen de autogobierno en el que los chicos organizaban su ciudad.

Un día de 1918, el padre Flanagan fue llamado para atender a una señora que venía con su hijo, Howard Loomis, de unos trece años. Cuando entró en la sala de visitas, la madre se acercó a saludarlo, pero el niño no se movió de la silla. El sacerdote supuso que no se levantó a saludarlo por timidez o por nerviosismo…

La señora lo convenció para que admitiese a su hijo, pues su marido los había abandonado y ella, que no tenía casa propia, tenía que ganarse la vida sirviendo como criada. El padre salió a despedirla y volvió a la sala de visitas.

- Vamos Howard, te llevaré al pabellón donde vivirás. Un compañero te enseñará el dormitorio, el comedor… y te dirá nuestras costumbres para que sepas lo que tienes que hacer.

Howard bajó la cabeza y no se movió de la silla.

- Vamos- repitió el padre Flanagan.

El muchacho siguió inmóvil, levantó despacio la cabeza y miró al padre con ojos de súplica y temor.

- ¿Te pasa algo? - dijo el sacerdote entre cariñoso y perplejo.

- Es que... es que no puedo andar... Soy paralítico.

Flanagan tenía por norma no admitir a niños con enfermedades que los imposibilitaran para seguir el ritmo de trabajo, estudio, recreo y oración establecido en la ciudad. Disimuló como pudo su disgusto y trató de sonreír a aquel pobre inválido que, de forma “fraudulenta”, había recogido.

Howard había tenido polio y caminar era muy difícil para él, especialmente cuando tenía que subir o bajar escaleras. Usaba un complicado aparato ortopédico para las piernas y, con frecuencia, los otros muchachos se turnaban para llevarlo de un sitio a otro cargado en sus espaldas.

Un día que fueron de picnic, lo llevaba a cuestas Reuben Granger, uno de los muchachos más grandes. Incapaz de ocultar el cansancio producido por la distancia, lo difícil del camino y el peso de Howard, el padre Flanagan con tono cariñoso le preguntó:

- Amigo, ¿pesa mucho?

Reuben, con inefable expresión de cara y encogimiento de hombros que encerraban una gran carga de amor, de valor y de resignación, le respondió con fuerza y decisión:

- "Él no pesa, padre... es mi hermano”.

Esta frase emblemática ha simbolizado el espíritu de "La ciudad de los muchachos" durante décadas.

* En 1938 "La ciudad de los muchachos" se hizo mundialmente famosa a través de la película del mismo título dirigida por Norman Taurog e interpretada por Spencer Tracy y Mickey Rooney. Obtuvo dos óscar en 1939 (mejor guión y mejor actor).

Parece ser que en 1943 el padre Flanagan estaba hojeando un ejemplar de la revista “El Mensajero”, cuando vio una imagen de un chico mayor que llevaba a un niño a cuestas. El texto decía: "Él no es pesado, señor ... es mi hermano." El sacerdote obtuvo permiso de la revista para usar la imagen y la frase que "Boys Town" adoptó como lema.

En 1969 el grupo "The Hollies" grabó la entrañable canción "He ain’ t heavy, he’s my brother" (No pesa, es mi hermano), con un mensaje de fraternidad que trasciende lugares y tiempo. Para esta entrada he seleccionado la versión que hizo Olivia Newton John.



OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


jueves, 18 de septiembre de 2014

La infoxicación

Fuente: "365 ideas para cambiar tu vida" de Francesc Miralles.

*La palabra infoxicación es un neologismo acuñado por el físico y experto en comunicación Alfons Cornella para definir el exceso de información.


El ser humano, como todas las especies, recoge y asimila aquella información esencial para su supervivencia, pero si nuestro cerebro recibe una lluvia constante de estímulos, corremos el riesgo de ahogarnos en un mar de información que seremos incapaces de gestionar. Cuando eso sucede, la información se convierte en infoxicación. Este término describe el estado de estrés que sufre el ser humano ante la actual sobrecarga intelectual.

A medida que multiplicamos la información, de ser buena pasa a ser contaminante. En Estados Unidos, se ha tipificado un nuevo trastorno psicológico: el IFS, Information Fatigue Syndrome (Síndrome de fatiga por información). La persona que lo sufre experimenta confusión mental, angustia y miedo a colapsarse.

En el estresante ámbito de la infoxicación, tenemos miedo a “perdernos algo importante” si nos desconectamos del correo electrónico o del móvil, por no hablar de las redes sociales como Facebook o Twiter, que generan toneladas de información que no necesitamos.

Algunas medidas contra la infoxicación:

- Apagar el televisor en casa, a no ser que se trate de un programa de habíamos decidido previamente ver. Si no estamos acostumbrados al silencio o vivimos en un bloque ruidoso, podemos sustituir el rumor de la televisión por un disco de música clásica.

- Desconectar el móvil unas cuantas horas al día; durante las comidas, por ejemplo. Solo así lograremos salir del estado de alerta que nos va fatigando durante la jornada y lograremos un descanso mental.

- Evitar los medios con exceso de publicidad, pues contribuyen a sobrecargar nuestra atención. El número diario de mensajes publicitarios que recibe un ciudadano medio ha pasado de ser de quinientos en 1970,  que no son pocos, a ser más de tres mil en la actualidad.

- Introducir filtros para el correo electrónico y pedir a nuestros contactos que no nos manden correos que no sean personales.

- Hacer “ayunos” de información. Así como el cuerpo necesita depurarse de vez en cuando, la mente precisa eliminar la información inútil a través de una pausa. Sorprendentemente, descubriremos que el mundo no se viene abajo porque no estemos conectados.

- Practicar la atención plena. La meditación es tan eficaz como “tirar de la cadena”, pues nos ayuda a vaciar la mente al centrar nuestros sentidos en una sola cosa; por ejemplo, el aire que entra y sale por las fosas nasales.

Solo si descartamos la información que no necesitamos, lograremos centrar nuestra atención en aquello que nos es vital. Hemos de replantearnos la vida para poner en su sitio las verdaderas prioridades. Tal vez entonces nos demos cuenta de que para llevar una vida con sentido, no necesitamos estar al día de todo o saber lo que hacen otras personas en cada momento.

Algo similar les está pasando, desde otra perspectiva, a nuestros niños. Este mes de septiembre cumplo treinta años en la escuela y me abruma ver que cada vez hay más alumnos sometidos a una sobre-estimulación, a una sobrecarga intelectual y a no sé cuántas actividades extraescolares que se “suponen” divertidas, creativas y maravillosas... Son niños y niñas estresados, que muchas veces experimentan angustia, nerviosismo o hiperactividad y, con frecuencia, son incapaces de concentrarse, tienen una atención dispersa y conductas agresivas. Creo que estamos cometiendo un gran error…

OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


sábado, 13 de septiembre de 2014

Dale la vuelta a la tortilla


* “El Hormiguero” es un programa de entrevistas, lleno de humor, en el que se muestran experimentos de divulgación científica. Producido por “7 y acción”, se estrenó en septiembre de 2006 y fue emitido por la cadena española de televisión “Cuatro” hasta septiembre de 2011. Desde esa fecha, lo emite la cadena Antena 3.

Está presentado y dirigido por Pablo Motos en colaboración con las hormigas (marionetas) Trancas, Barrancas y Petancas. El programa cuenta con una serie de colaboradores como El Hombre de Negro, Juan Ibáñez, Damián Mollá, Marron, Jandro, Luis Piedrahita, Anna Simon, Pilar Rubio, Mario Vaquerizo...


El pasado día 1 de septiembre, “El Hormiguero” arrancaba nueva temporada con un vídeo lleno de famosos nacionales e internacionales. Su lema es “Dale la vuelta a la tortilla” y se trata de una canción optimista que pretende poner una sonrisa a los malos tiempos y nos invita a movernos, a no conformarnos, a rebelarnos si es preciso…

Decenas de famosos que pasaron por el plató del programa en la anterior temporada, han querido colaborar:

- Artistas relacionados con el mundo del cine, la televisión, la radio o el espectáculo: Antonio Banderas, Carmen Maura, Belén Rueda, Ricardo Darín, Hugo Silva, Enrique San Francisco, Imanol Arias, Javier Cámara, Paula Echevarría, Elsa Pataki, María y Paco León, Amaia Salamanca, Mario Casas, Álex de la Iglesia, Emilio Aragón, Juan Tamariz, Jordi Évole, Julia Otero, Elijah Wood, David Hasselhoff, Tom Hanks, Hugh Jackman, Jeremy Irons, Channing Tatum, Ben Stiller Bradley Cooper y Ryan Reynolds.

- Cantantes: Enrique Iglesias, Miguel Bosé, Laura Pausini , Mónica Naranjo, Dani Martín, Juanes, David Bisbal, Marta Sánchez, Melendi, Gloria Estefan, Backstreet Boys, Alejandro Sanz, Ricky Martin, Diego el Cigala, Raphael y Estopa.

- Pretigiosos cocineros: Alberto Chicote, Karlos Arguiñano y Ferrán Adriá.

- Políticos: José Bono.

- Famosos relacionados con el mundo del deporte: Enrique Cerezo, Sergio Ramos, Víctor Valdés, Iker Casillas, Rudy Fernández y Marc Márquez.

Por supuesto,  intervienen Pablo Motos y los colaboradores del programa.


El pesimismo, por mucho que sea más creíble, paraliza y no resuelve nunca los problemas. El mundo lo mueve el optimismo.

OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


lunes, 8 de septiembre de 2014

Orígenes del distrés

Fuente: "Vivir es un asunto urgente" de Mario Alonso Puig.

* Se recomienda leer la entrada "Gestionar el estrés" de este blog.


En nuestra sociedad hay muchas causas por las que sufrimos los efectos del distrés o estrés negativo. Entre ellas está la falta de sintonía entre el tiempo que tenemos y el que querríamos tener, pues hay una gran discordancia entre las cosas que queremos hacer y entre las que tenemos tiempo de hacer. Otra de las causas es la pobre comunicación que existe entre las personas, que genera incontables momentos de tirantez.

Sin embargo, hay que diferenciar la causa de algo de su origen. Cada uno de nosotros podemos fácilmente reconocer cuáles son las causas de nuestro distrés, pero lo que urge es entender su origen.

Entre los principales orígenes de nuestro distrés podemos destacar:

Primero:

Nuestra incapacidad para decir “no” sin sentirnos culpables.

Para nosotros decir “no” es un enorme desafío porque nos arriesgamos a ser rechazados, y cuando estamos fuera del grupo nos sentimos muchas veces solos y perdidos. De pequeños el rechazo del grupo hubiera significado nuestra muerte y de alguna manera ese registro, esa asociación en mayor o menor medida sigue viva en nosotros.

Segundo:

Con frecuencia no tenemos claras nuestras prioridades y dejamos que sean otras personas las que las decidan por nosotros.

Como muchas veces no tenemos claras nuestras prioridades, carecemos de aptitudes para distinguir, en nuestro día a día, aquello que nos lleva hacia donde queremos ir, de aquello que nos lleva hacia donde no tenemos interés en llegar. Pretendemos entonces que todo sea prioritario y como si todo es prioritario nada es prioritario, invertimos nuestro tiempo en muchas cosas que por ser intrascendentes, dejan que poco a poco muera la ilusión y con ella la alegría de sentirnos vivos. Hemos de reflexionar sobre qué va a ser prioritario y qué no lo va a ser en nuestra vida.

Tercero:

Nos cuesta muchísimo hablar con honestidad de nuestro sentir y a base de no mantener un conversación clara de forma inminente, solemos esperar a que llegue la ocasión propicia, la cual nunca acaba de llegar. Esta dificultad para expresar nuestra emocionalidad va acumulando en nuestro interior un resentimiento que a nadie ayuda. Por otro lado, si transmitimos cómo nos sentimos sin ningún tipo de cortapisas, lejos de ayudar a que se produzca un entendimiento, sucede justo lo contrario.

Cuarto:

Nuestra falta de coraje para dar la cara por nuestros valores.

Los valores que guían nuestra existencia los ven los demás no por lo que decimos, sino por cómo actuamos, ya que al fin y al cabo nuestra vida es nuestro mensaje. El hecho de decidir qué va a ser valioso para nosotros nos lleva a descubrir aquello que se convierte en prioritario y nos da la fortaleza para saber decir “no” a algo que sin ser valioso ni prioritario nos pide no solo tiempo, sino que también hace que nos olvidemos de todo aquello que daría el verdadero sentido a nuestras vidas.

OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


miércoles, 3 de septiembre de 2014

El abuelo y el nieto

Jacob y Wilhelm Grimm.

"Anciano afligido" (1890) de Vincent van Gogh (Fragmento).
Museo Kröller Müller. Otterlo, Holanda.

Había una vez un hombre muy anciano que no veía apenas, tenía el oído muy torpe y le temblaban las rodillas. Cuando estaba en la mesa, apenas podía sostener la cuchara y dejaba caer la sopa en el mantel y, a veces, se le caía la baba. Su hijo y su esposa estaban muy disgustados con él, hasta que, por último, lo dejaron en un rincón del cuarto, donde le llevaban la comida en un plato viejo de barro. El anciano lloraba con frecuencia y miraba con tristeza hacia la mesa.

Un día se cayó al suelo y se le rompió el plato que apenas podía sostener en sus temblorosas manos. Su nuera le llenó de improperios a los que no se atrevió a responder y bajó la cabeza suspirando. Entonces le compraron un plato de madera, en el que le dieron de comer de allí en adelante.

Algunos días después vieron a su niño muy ocupado en reunir algunos pedazos de madera que había en el suelo.

- ¿Qué haces? - preguntó su padre.

- Un plato, contestó, para daros de comer a ti y a mamá cuando seáis viejos.

Los padres se miraron por un momento sin decirse palabra. Después se echaron a llorar, volvieron a poner al abuelo a la mesa y comió siempre con ellos, siendo tratado con la mayor amabilidad.

* De este cuento alemán recogido por los hermanos Grimm, León Tolstoi hizo, años más tarde, una nueva versión.


OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


viernes, 29 de agosto de 2014

El oro del avaro

Este cuento anónimo está incluido en el libro “365 ideas para cambiar tu vida” de Francesc Miralles.


Un avaro vendió todo lo que tenía de más y compró unas piezas de oro. Tras admirarlas hasta el aburrimiento las enterró en la tierra, a orillas de una vieja pared.

Todos los días iba a mirar el sitio donde había enterrado sus monedas. Uno de sus vecinos observó sus frecuentes visitas al lugar y decidió averiguar qué pasaba. Pronto descubrió el tesoro que estaba ahí escondido. Cavó y tomó las piezas de oro, robándoselas al avaro.

En su siguiente visita, el avaro encontró el hueco vacio y se lamentó amargamente. Entonces otro vecino, al enterarse del motivo de su queja, lo consoló diciéndole:

- Amigo, da gracias de que el asunto no es tan grave. Ve, lleva una piedra y colócala en el hueco. Imagínate que el oro aún está allí. Para ti será lo mismo que sea o no sea el oro, ya que de por sí nunca hubieras hecho ningún uso de él.

Valoremos las cosas por lo que sirven, no por lo que aparentan.


OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


domingo, 24 de agosto de 2014

Vivir por segunda vez

Fuentes: "Héroe" de Rhonda Byrne y "365 ideas para cambiar tu vida" de Francesc Miralles.


“Canon en Re mayor”. Johann Pachelbel.

«He aquí una prueba para saber si tu misión en la Tierra ha concluido. Si estás vivo, es que no.»
Richard Bach.


Toda vida tiene un propósito. El sentido de la vida no es algo que se invente, sino que se descubre por el camino. Sin embargo, los descubrimientos más importantes pueden pasarte por alto si transitas por el mundo con una actitud conformista, apática o temerosa.

Cuando rechazas la llamada de la vida para perseguir tus sueños, corres el riesgo de vivir sin realizarte y ser infeliz. Muchas personas con gran potencial, viven una vida desgraciada, sin satisfacción y sin alegría. La infelicidad de la gente se manifiesta en el alarmante aumento de los problemas de salud mental del mundo.

No importa lo que hagas, ni los bienes materiales que consigas por el camino: si lo que haces no te alegra el corazón, si no alimenta tu pasión por levantarte cada día, al final de tu vida te invadirán una frustración e insatisfacción abrumadoras. Es más, no habrás desempeñando tu papel como ser humano en este planeta.

No permitas que esta sea tu historia.

Las circunstancias iniciales, aun siendo importantes, no determinan el tipo de vida que tendrás. Aunque parezca que lo tienes todo en tu contra, no son las condiciones del mundo exterior las que determinan si tus sueños se van a hacer realidad.

Naces con las facultades necesarias para realizarte, superar las pruebas, obstáculos y retos que se interpongan en tu camino. De hecho, nunca sientes la llamada a perseguir un sueño si no es porque tienes dentro de ti los medios para hacerlo realidad. En tu interior tienes todo lo que necesitas.

Cuando tomas conciencia de tus recursos y los movilizas, de repente lo imposible se vuelve posible. Tu vida deja de ser el fruto de acontecimientos externos para ser el resultado de un trabajo interior lleno de intención.

A veces, la vida te presentará las circunstancias que te empujarán a perseguir tu sueño, pero la mayoría de las personas no dan el salto porque su situación no es lo suficientemente desesperada. Por lo general, harán algo cuando estén hartas, asqueadas, cansadas y ya no aguanten más.

No esperes a llegar a ese punto.

No importa en qué situación te encuentres en este momento de tu vida, ni tu edad, nunca es demasiado tarde para perseguir tu sueño. En todas las edades de tu vida puedes decidir lo que quieres ser de mayor. Aunque creas que las obligaciones te impiden moverte, nunca es demasiado tarde. Siempre existen infinidad de formas de perseguir tus sueños. Es mucho más fácil de lo que piensas.

Tú eres responsable de crearte una vida que te haga feliz y con la que te sientas realizado. Nadie puede hacerlo por ti. Ni tu jefe, ni tu pareja, ni tus hijos, ni tu familia, ni tus amigos… No hay nadie que sea responsable de tu vida, salvo tú mismo. Este es el paso verdaderamente importante para cambiar las cosas. Has de cambiar de mentalidad, hay que cambiar lo que haga falta…

¿No has encontrado tus objetivos vitales? ¿Eres incapaz de elaborar una hoja de ruta propia? Existen diferentes estrategias para salir de esta situación:

No siempre sabemos lo que queremos, pero seguro que sabemos lo que no queremos. Si averiguas qué es lo que no te gusta acabarás llegando por eliminación a lo que te gusta. Deja de hacer o pensar lo que no quieres.

¿Te has preguntado alguna vez cuál es tu propósito en la vida? Tal vez desconozcas que tienes un increíble recurso con el que puedes conectar: si pides la información que precisas, las ideas, las soluciones… la respuesta vendrá. Cuando planteas una pregunta, el Universo te transmite la respuesta. Las respuestas no vienen de tu mente consciente; si fuera así, ya las conocerías… Se trata de escucharte a ti mismo, de viajar a tu interior. Las respuestas están dentro de ti. Siempre lo han estado.

Hay un consejo que, si se sigue, te conducirá a realizarte como ser humano: persigue tu felicidad. Así de simple. Persigues tu felicidad cuando tomas la decisión de hacer cada día algo que te haga sentir realmente bien, que haga que te parezca que el tiempo vuela, que te haga sentir inspirado… Por insignificante o pequeño que sea lo que hagas, es un hilo que te está conectando con tus sueños, con la razón por la que estás aquí. Aunque no puedas ver todo el camino, tu felicidad es el hilo que te conducirá a la realización de tus sueños.

La condición previa a todo proceso de recuperación es la voluntad de renacer. Hermann Hesse dice en su novela “Demian” que “cada vez que vayamos a renacer debemos romper la cáscara de huevo que nos aprisiona”. La cáscara está formada de autocompasión, pero también de miedo a responsabilizarse de la propia vida y pasar a la acción. Dentro del huevo, los viejos traumas procuran un sentimiento de familiaridad, ya que uno acaba haciéndose amigo de sus penas, mientras que afuera se halla el camino a recorrer, la incertidumbre. Esto explica por qué hay tantas personas que parecen resistirse a salir de su postración. En principio a nadie le gusta la infelicidad, pero buscar la felicidad es un duro trabajo que requiere arremangarse.

Hace falta valor para hacer lo que te gusta e ir contracorriente. Resiste la tentación de intentar complacer a todo el mundo y sé fiel a ti mismo. Es tu vida y has de seguir lo que te dicta el corazón. Tienes una responsabilidad contigo mismo.

La vida es corta; no es un ensayo general. No puedes quedarte sentado en el sofá viendo la televisión y lamentándote de lo que podía haber sido.

«Actúa como si vivieras por segunda vez y la primera lo hubieras hecho tan desacertadamente como estás a punto de hacerlo ahora.»
Viktor Frankl.

OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


martes, 19 de agosto de 2014

La sencillez


* Darío Lostado.

«¿Por qué se hace hoy tan difícil la sencillez?

¿Por qué hay tan pocos gestos sencillos, sonrisas sencillas, gustos, amores, expresiones, personas, conversaciones, modas y vidas sencillas?

Estamos inundados de artificio, amaneramiento, doblez, disimulo, sofisticación, cursilería y afectación. ¿Por qué siendo tan fácil ser sencillo se elige la complicación de lo sofisticado?

¡Qué absurdo empeño en colorear la gota limpia y transparente de agua clara!

De niños fuimos muy sencillos. Cuando empezamos a ser mayores, aprendemos e imitamos la necia afectación hipócrita de los mayores.

¿Por qué hacer complicado lo que es simple? Lo verdadero, si es sencillo, es más verdadero. Lo bello, si es sencillo, es más hermoso. Lo bueno, si es sencillo y simple, es mejor.

Amar las cosas sencillas, los modos sencillos, las costumbres sencillas, las palabras sencillas… El ser más perfecto es el más simple.

Ocurre en la vida moderna como si existiera una competencia habitual por ver quién llama más la atención por lo extravagante y afectado. Y se ha llegado a ver todo ello como normal. Es uno de los signos de nuestro tiempo.»

* Darío Lostado, filósofo, psicólogo, teólogo y escritor nacido en España, fue profesor en las Universidades de Santiago de Chile, Puerto Rico y República Dominicana. Entre sus libros destacan “La alegría de ser tú mismo”, “Pero mi voz me dice”, “Ama y haz lo que quieras”, “Atrévete a ser libre”, “Hacia la verdad de ti mismo”... Ha impartido numerosos talleres y seminarios sobre el desarrollo personal y las relaciones humanas. Su filosofía es sencilla y accesible. Sus enseñanzas tratan sobre el despertar de la conciencia y la comprensión de la vida. Falleció en enero de 2013.

OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


jueves, 14 de agosto de 2014

Amueblando la cabeza


En este mes de agosto, IKEA ha lanzado una nueva y entrañable campaña publicitaria apoyándose en una máxima incuestionable: los niños aprenden lo que ven y viven en el hogar.

En la actualidad, muchos padres se empeñan en que sus hijos sean educados en el colegio, pero los niños, auténticas esponjas del conocimiento, imitarán aquello que vean en sus mayores más cercanos. Lo que más influye en el comportamiento de los niños es lo que ven en su propia casa.

Para IKEA, multinacional de origen sueco que se dedica a la venta de muebles funcionales con diseño contemporáneo y objetos de decoración, la casa es el centro de la familia y tiene una incidencia directa sobre cosas tan importantes como la educación, la paz interior, el equilibrio, la sostenibilidad…

Se trata de la segunda campaña que la agencia McCann realiza para la compañía sueca y en ella utiliza la ironía, el humor y la ternura bajo el lema “nada como el hogar para amueblarnos la cabeza”.


En dos cosas estoy de acuerdo: para educar a los chicos lo mejor es el ejemplo y hay que educar con la cabeza "muy bien amueblada".

OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


sábado, 9 de agosto de 2014

Solo por hoy


Autor: Angelo Giuseppe Roncalli (Papa Juan XXIII).

« Solo por hoy trataré de vivir exclusivamente el día, sin querer resolver el problema de mi vida todo de una vez.

Solo por hoy tendré el máximo de cuidado de mi aspecto: cortés en mis maneras, no criticaré a nadie y no pretenderé mejorar o disciplinar a nadie, sino a mí mismo.

Solo por hoy seré feliz en la certeza de que he sido creado para la felicidad, no solo en el otro mundo, sino en este también.

Solo por hoy me adaptaré a las circunstancias, sin pretender que las circunstancias se adapten todas a mis deseos.

Solo por hoy dedicaré diez minutos de mi tiempo a una buena lectura; recordando que, como el alimento es necesario para la vida del cuerpo, así la buena lectura es necesaria para la vida del alma.

Solo por hoy haré una buena acción y no lo diré a nadie.

Solo por hoy haré por lo menos una cosa que no deseo hacer; y si me sintiera ofendido en mis sentimientos procuraré que nadie se entere.

Solo por hoy me haré un programa detallado. Quizá no lo cumpliré cabalmente, pero lo redactaré. Y me guardaré de dos calamidades: la prisa y la indecisión.

Solo por hoy creeré firmemente, aunque las circunstancias demuestren lo contrario, que la buena providencia de Dios se ocupa de mí como si nadie existiera en el mundo.

Solo por hoy no tendré temores. De manera particular no tendré miedo de gozar de lo que es bello y de creer en la bondad.»

* Juan XXIII, que dirigió la Iglesia católica entre 1958 y 1963, recibió el sobrenombre de "el Papa Bueno" por su carácter alegre y tranquilo, notable sentido del humor, apariencia bondadosa y generosidad. Tenía casi 77 años cuando fue elegido Papa.

Su pontificado, fuertemente criticado por los sectores más conservadores de la Iglesia, supuso el primer intento serio de modernización de la Iglesia al convocar en 1959 el Concilio Vaticano II que, comenzado en 1962, fue concluido en 1965 por su sucesor Pablo VI.

Juan XXIII instó a todos los obispos del mundo, entre muchas otras cosas, a promover la adaptación de la Iglesia a los nuevos tiempos, a transmitir el mensaje de Dios con un lenguaje más comprensible para todos, a tomar conciencia de los problemas del mundo moderno con un espíritu aperturista y de diálogo y a introducir dentro de la doctrina social de la Iglesia la cultura de los derechos humanos.

El día 27 de abril de este año fue canonizado, junto a Juan Pablo II, por el actual Papa Francisco.


OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE:


lunes, 4 de agosto de 2014

La sopa de piedra


En un pequeño pueblo, una mujer se llevó una gran sorpresa al ver que había llamado a su puerta un extraño, correctamente vestido, que le pedía algo de comer.

- “Lo siento”, dijo ella, “pero ahora mismo no tengo nada en casa”.

- “No se preocupe”, dijo amablemente el extraño. “Tengo una piedra de sopa en mi cartera; si usted me permitiera echarla en un puchero de agua hirviendo, yo haría la más exquisita sopa del mundo. Un puchero muy grande, por favor”.

A la mujer le picó la curiosidad, puso el puchero al fuego y fue a contar el secreto de la piedra de sopa a sus vecinas. Cuando el agua rompió a hervir, todo el vecindario se había reunido allí para ver a aquel extraño y su piedra de sopa.

El extraño dejó caer la piedra en el agua, luego probó una cucharada con verdadera delectación y exclamó:

- “¡Deliciosa! Lo único que necesita es unas cuantas patatas.”

- “¡Yo tengo patatas en mi cocina!”, gritó una mujer. Y en pocos minutos estaba de regreso con una gran fuente de patatas peladas que fueron derechas al puchero.

El extraño volvió a probar el brebaje.

- “¡Excelente!”, dijo; y añadió pensativamente:

- “¡Si tuviéramos un poco de carne, haríamos un cocido de lo más apetitoso!”

Otra ama de casa salió zumbando y regresó con un pedazo de carne que el extraño, tras aceptarlo cortésmente, introdujo en el puchero.

Cuando volvió a probar el caldo, puso los ojos en blanco y dijo:

- “¡Ah, que sabroso! Si tuviéramos unas cuantas verduras, sería perfecto, absolutamente perfecto...”

Una de las vecinas fue corriendo hasta su casa y volvió con una cesta llena de cebollas y zanahorias. Después de introducir las verduras en el puchero, el extraño probó nuevamente el guiso y, con tono autoritario, dijo:

- “La sal”.

- “Aquí la tiene”, le dijo la dueña de la casa.

A continuación dio orden:

- “Platos para todo el mundo”.

La gente se apresuró a ir a sus casas en busca de platos. Algunos regresaron trayendo incluso pan y frutas. Luego se sentaron a disfrutar de la espléndida comida, mientras el extraño repartía abundantes raciones de su increíble sopa.

Todos se sentían extrañamente felices y mientras reían, charlaban y compartían por primera vez su comida. En medio del alborozo, el extraño se escabulló silenciosamente dejando tras de sí la milagrosa piedra de sopa, que ellos podrían usar siempre que quisieran hacer la más deliciosa sopa del mundo.

Este cuento popular trata de la cooperación. “Poco puede ser mucho”. Frente a la escasez, podemos trabajar juntos y al final estar todos mejor.

La piedra inicial es solo un pretexto. Los aldeanos empezaron a compartir porque creían estar mejorando la sopa. Si quieres empujar a la gente a que haga algo, dales la oportunidad de ser parte del éxito.



OTRAS ENTRADAS QUE PUEDEN INTERESARTE: